ACERCATE AL ACEITE DE CACAHUETE

ASIA SU CONTINENTE CULINARIO 

Actualmente y por suerte, podemos encontrar en los mercados multitudes de aceite vegetales. En este caso, nos centraremos en el aceite de cacahuete. Este se prepara mediante cocción o su extracción en una prensa. Su color es muy claro, también aguanta altas temperaturas por lo que es ideal en la cocina (aceite para freir). Su uso es muy empleado en la cocina asiática, en el Wok. Aunque en las frituras se utiliza; su uso sin calentarlo, tiene muchísimos más beneficios para la salud.

Este aceite es un tónico natural que aumenta la inmunidad (nos hace más fuertes) y tonifica el cuerpo. Aunque tiene muchísimos beneficios, hay ciertos aspectos que debemos de considerar antes de utilizar aceite de cacahuete, sobre todo en la cocina. En épocas posteriores a los Incas, las tribus del centro de Brasil, elaboraban una bebida de cacahuete y maíz molido. Que exploradores de otros continentes extendieron en sus tierras para su cultivo.

El aceite de cacahuete refinado tiene un sabor neutro y no contamina ni absorbe el sabor de otros alimentos. Las culturas asiáticas como China, Laos, Vietnam y Cambodia son las que más lo consumen. Antes de usar el aceite de cacahuete, hay que tener en cuenta que tiene un alto porcentaje de grasa omega-6, que puede alterar la proporción de omega 3 y deteriorar la salud. Lo más saludable es que se utilice sin ser calentado.

 

La belleza exterior también se beneficia de este: un masaje con aceite de cacahuete, da energía y ayuda a aliviar músculos y articulaciones doloridos. Es un gran limpiador e higienizante, para eliminar el acné. Mezclando unas gotas de aceite con tres gotas de zumo de lima, sanea y elimina puntos neg

 

 

 

 

Ayuda a eliminar la caspa, con una cucharada de aceite de cacahuete, unas gotitas de aceite del árbol de té (al que soy adicta) y zumo de limón. Son un tónico perfecto para nuestro cuero cabelludo. Extendemos y dejamos acturas un par de horas. Despues aclaramos y lavamos con champú. La pincelada de este gran líquido, es su capacidad para hidratar los labios. Con un cepillo de dientes, cepillamos los labios durante un par de minutos. Secamos los labios con un algodón, e hidratamos con aceite de cacahuete.

 

PUEDES HACER TU PROPIO ACEITE DE CACAHUETE:

Puede ser ya sea refinado o prensado en frío de granos de cacahuate. Esta es la forma en la que se preparan los aceites que se vende en las tiendas locales.

Ingredientes:

3 tazas de cacahuates orgánicos sin cáscara

3 cucharadas de agua tibia

 

Procedimiento:

  1. Descascare los cacahuates y límpielos minuciosamente en agua caliente
  2. Ponga los cacahuates en una licuadora con tres cucharadas de agua tibia y licue hasta que la mezcla quede suave, como la mantequilla de maní
  3. Vierta esta mezcla en un recipiente y tápelo. Refrigere durante 24 horas, lo que permitirá que el aceite se eleve. Esto producirá al menos una taza de aceite
  4. Cuele el aceite sobre un recipiente, para separar el aceite de la mezcla de maní
  5. Ponga el aceite en un recipiente, selle herméticamente con una tapa, y refrigere

Recomendación: utilice el sobrante de la mezcla de cacahuate para hacer mantequilla de maní casera.

2019-01-23T12:07:39+00:00 23 enero, 2019|Belleza|Sin comentarios

Deje su comentario